jueves, 11 de octubre de 2012

El curioso ruido de la marcha atrás


Mucho han evolucionado los coches en la última década. Cada vez hay más coches eléctricos circulando por nuestras calles. Lo hacen de forma silenciosa, solo con un ligero ruido confuso que hacen sus neumáticos al apoyarse en el asfalto.

Si hay algo que me sigue llamando la atención de los coches de toda la vida es el fabuloso ruido que hacen cuando circulan marcha atrás. Algo que seguro echaré de menos dentro de unos años.


Antes de aclarar por qué ocurre, cabe tener en cuenta que un coche está preparado para ir hacia adelante, no hacia atrás. Esto se puede comprobar en el mundo de la competición. En la Fórmula 1, por ejemplo, no disponen de ella.


El motivo lo tenemos que buscar en la forma de los engranajes del cambio de marchas. Tienen un diseño helicoidal, tal y como puedes observar en la siguiente imagen. Esto proporciona un paso rápido, gradual, limpio y silencioso entre los dientes.

Engranajes helicoidales

En la marcha atrás esto no pasa. Los engranajes tienen los dientes rectos y el encaje entre los dientes es más violento. Por lo tanto, más ruidoso.

Engranajes rectos

En un futuro no muy próximo este ruido dejará de existir, pero no el estridente de los camiones y vehículos de obras que de tantas siestas nos han despertado.

0 comentarios:

Publicar un comentario