miércoles, 19 de septiembre de 2012

Las noches más crudas


En el anterior post pudimos ver por qué cuando nieva no hace tanto frío. Entonces, ¿cuál es la situación en la cual las temperaturas son más bajas?  Habrás acertado. Las noches de invierno despejadas.

La razón es bien sencilla. Durante el día los rayos de luz calientan la superficie terrestre. Si hay nubes también lo hacen, aunque con menos intensidad. Cuando oscurece, las nubes que quedan en el cielo nos retienen el calor acumulado durante el día, como si fuera la tapa de un Tupperware. Si las nubes escampan, el aire cálido, menos denso que el frío, tiende a subir y logra escaparse, con lo cual las temperaturas a nivel de suelo se desploman.

La temperatura mínima del día se registra siempre justo antes del amanecer. Es cuando hace más horas que los rayos de sol no inciden.

Dos datos que ponen la piel de gallina. La temperatura más baja registrada en el mundo está en posesión de Vostok, en la Antártida. Nada más y nada menos que -89ºC. En España, el récord lo mantiene desde hace años el Estany Gento, en el Pirineo catalán, donde el termómetro llegó a los -32ºC.

¿Cómo puede acentuarse más la sensación de frío? Lo vemos mañana. 

0 comentarios:

Publicar un comentario